El infierno

Es una película mexicana de Luis Estrada que trata sobre la violencia del narcotráfico en México y nada de lo que se ve es exagerado.

Las personas que convirtieron a Colombia en verbo hace unas décadas con lemas como "México es uno de los países más avanzados de Latinoamérica y estamos a años luz de colombianizarnos" tienen derecho a algo: meter su cabeza en su culo. En otra vida ya podrán opinar, en esta ya hicieron mucho daño con esa falta de autocrítica y ese falaz sentido de superioridad.

Estrada hace otra muy buena película de tema político, pero con escenas de un sarcasmo tan fino, que de verdad retrata la realidad. Hace recordar otras películas suyas: La Ley de Herodes y Un mundo maravilloso.

Como lo dice un personaje ed la película: no le tengo miedo al infierno, porque el infierno es esto, está aquí. Las imágenes demuestran ese infierno que viven cada vez más ciudades mexicanas: inmigración forzada, violencia extrema, desempleo, prostitución, juventud sin oportunidades, ausencia de gobierno, la connivencia entre diferentes niveles de gobiernos y el crimen organizado.

En fin, quienes amamos a México y nos oponemos a ser l@s prostitut@s de servicio de la política imperial, en diferentes niveles, establecimos que iniciar una guerra contra el narcotráfico no tenía sentido. El resultado es que dicha guerra ha generado ya la misma cantidad de desaparecidos que en Argentina ¡sólo que allá se entiende porque era una dictadura militar! 30 mil personas más las que se acumulen. Lo mejor era y es cambiar la política económica: aliarnos con Mercosur y distanciarnos políticamente de Estados Unidos. Evidentemente también entra la legalización de las drogas estudiando previamente modelos exitosos como el holandés.

Bueno, al toro...

Benny es un mexicano que en 20 años no ahorró nada en el imperio y regresa sin plata a su país, el cual está más jodido que cuando partió. Apenas llega a su pueblo, se encuentra con un amigo de juventud, El cochiloco, que es narcotraficante y le ofrece trabajo.

Benny comienza a usar armas, a matar, a drogarse, pero sabe darle consejos lindos a su sobrino para que no ingrese a ese mundo. Se va a vivir con su sobrino y la madre de éste, a quien hace su mujer. Benny se va degradando día a día en sus activdades diarias, pero es un buen hombre porque cada vez que tiene sexo les dice a las mujeres voy a hacer dinero para sacarte de este trabajo.

Al final casi todos mueren y son sustituidos por las nuevas generaciones. En eso no fallamos los penales jajajajaja. Tenemos madera de campeones mundiales. Genial esa escena de las luces que dicen VIVA EL BICENTENARIO 2010 (o algo así) con los colores patrios, apagándose..... tal como un país que se va apagando día a día...La escena final del sobrino volviéndose narcotraficante y asesinando me recuerda a la película brasileña Cidade de Deus, donde unos mocosos de 10 años se vuelven el azote de la favela.

Le asigno 4.5 palomitas de 5 posibles. El reparto tiene a varios muy buenos actores mexican@s : Damián Alcázar, Ernesto Gómez Cruz, María Rojo, Daniel Giménez Cacho.

A Calderón: el mundo no me basta para alojar todo el desprecio que siento por ti y por tu partido político. Te mandaría, en efecto, al infierno, pero como en la película, ya estás ahí Como diría uno de mis uruguayos predilectos, Zitarrosa...estás cercado por un muro casi derribado.

Ah...se me olvidaba, que te den.

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Jitomate, gitomate, xitomate?

Guaguarón

Tanatología, la familia ante la enfermedad y la muerte.