SiCKO

Al igual que "Masacre en Columbine" y "Farenheit", "SiCKO" ofrece un panorama impensable hasta hace unos años de USAmérica. Es muy triste ver cómo gente del pueblo estadounidense dio lo mejor de su vida creyendo en un sistema que al final les pateó el trasero, específicamente en el tema de la seguridad social.

Después vienen las comparaciones con Canadá, Inglaterra, Francia y Cuba, donde el sistema de salud funciona.

El Congreso se llenó de cabilderos de empresas farmacéuticas y de seguridad "social" privada que fueron las empresas beneficiadas por su falta de ética. La lista de enfermedades es interminable de manera que descalifican a mucha de la gente que solicita un seguro contra enfermedades. Después, estas empresas le investigan el pasado a uno para descalificarlo del seguro incluso por enfermedades del pasado que pareciesen mínimas como una micosis. A nivel de gobierno, estas empresas patrocinan las campañas de los candidatos a cualquier cosa.

Se ve cómo el conocido genocida Ronald Reagan espantaba a la gente con la medicina socializada, que él consideraba como peligrosa para "América". Después llega Nixon y se escucha una grabación con un cabildero de las empresas anteriormente mencionadas donde se plantean el desmantelamiento del Medicare, proyecto que se va llevando a cabo durante los años posteriores, particularmente con Reagan. Es muy molesto escuchar esto, máxime que al día siguiente de la conversación, Nixon da un discurso donde dice que la seguridad social se va "a modernizar". ¿Dónde hemos escuchado esto?

Hillary Clinton alguna vez estuvo a la cabeza de un programa que Clinton encabezó para recuperar al sistema nacional de salud pero no resistió los embates de estas empresas que hoy día, la patrocinan. Después de esta derrota, Hillary se dedicó a ser una mujer de aparador. Como presidenta tampoco hará un carajo.

¿En qué nos convertimos?, se pregunta Moore. En un país que arroja a los inservibles a la basura. Así, hacen a un lado a voluntarios del 11 de Sept. que padecen asbestosis o enfermedades de las vías respiratorias. Primeramente, las imágenes son de militares yanquis diciendo que los presos de Al Qaeda en Guantánamo tienen un servicio médico mejor que el de ellos mismos. Para comprobarlo, Moore y algunos ex-voluntarios van de Miami a Cuba pero la única respuesta que obtienen al solicitar el servicio médico es una sirena militar. Por ende, se dirigen a la Rep. de Cuba y ahí reciben atenció médica gratuita, como cualquier otro cubano. Es muy doloroso ver las imágenes de estos ex-voluntarios llorando al recibir medicinas gratis de un país bloqueado, medicina que cuesta 0.05 USD pero que en USAmérica les cuesta 120 USD.

En Inglaterra, ni siquiera Thatcher se atrevió a desmantelar el British National Health Service. En la cuna del capitalismo, este servicio es gratis. Los integrantes de este servicio no conciben que en USAmérica se tenga que pagar tanto dinero por parir o por reimplantes de dedos. "No podría trabajar en un sitio donde lo más preciado para el ser humano es tratado como mercancía" dice un médico inglés.

De Canadá recuerdo la entrevista a un anciano golfista que acepta la existencia de la medicina socializada. "¿Es usted socialista?, ¿o del partido verde?", le pregunta Moore. "No, de hecho soy conservador pero todos debemos ayudarnos, los que tenemos más a los que tienen menos" le responde.

En Francia, consulta tanto a franceses como a gringos que viven en Francia. Todos hablan bondades del sistema de salud francés, gratuito y a domicilio. El estado francés paga incluso gente para que le ayuden a lavar la ropa a madres que tienen bebés. Consecuentemente, en un país con semanas laborales de 35 horas, tienen más tiempo para su persona. "En Francia, el gobierno le teme a las protestas, pero en EUA es el pueblo el que le teme al gobierno", dice una USAmericana. Eso me recordó una frase de "V. for Vendetta": "es el gobierno el que debería temerle al pueblo y no éste al gobierno".

La mejor manera de que el pueblo no proteste es tenerlo con miedo y endeudado. Se dan estadísticas sobre el alto nivel de endeudamiento del USAmericano promedio, de sus 7 tarjetas de crédito en promedio, etc.

A los que desmantelaron al Estado para hacer negocios, igual en Argentina que en México deberían ponerlos mil vecesa ver las películas de Michael Moore. QUE LES DEN.

A Michael no hay que agregarle nada, acaso solo el deseo de que tenga larga vida para seguir dándonos luz a través de estas películas tan amenas e ilustrativas.

5 palomitas de maíz de 5 posibles.

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Jitomate, gitomate, xitomate?

Guaguarón

Tanatología, la familia ante la enfermedad y la muerte.