The Theory of Everything - La teoría del todo

Quizá la vida laboral del físico inglés Stephen Hawking no habría sido tan prolífica sin el apoyo constante, amor y paciencia de su primera esposa, Jane Wilde, interpretada por Felicity Jones. A saber cuántas obras más habría escrito el científico de no ser por la enfermedad de la neurona motora que lo afectó más intensamente a partir de su época universitaria.

La película comienza con el cortejo de Hawking a Jane, estudiante de literatura en Cambridge. Poco después tiene lugar una crisis en la salud del físico, cuyo estado empeora con el paso del tiempo. Ello no impide que la pareja se case y tenga hijos, y que Hawking continúe desarrollando sus teorías sobre física. 

Así, buena parte del filme se centra en la vida de pareja de los universitarios, los avances tecnológicos que facilitan la comunicación entre Hawking y su familia. Uno no puede sentir otra cosa más que ternura hacia él cuando se esfuerza por desplazarse, así sea arrastrándose delante de su bebé. ¿Cuántos de nosotros hemos dicho "no puedo" ante esfuerzos físicos menores y estando sanos? 

El desgaste de este atípico matrimonio lleva a la pareja a divorciarse, quedando en buenos términos. Ella se va con su profesor de canto, él se va con su enfermera.

El actor inglés Eddie Redmayne hace una actuación espectacular, como si de verdad se tratase del auténtico Hawking, y ello le llevó a ganar el Óscar como mejor actor. 

El director de esta película del 2014 es el inglés James Marsh. Le asigno 4 palomitas de 5 posibles.

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Jitomate, gitomate, xitomate?

Guaguarón

The guitar - La guitarra