World War Z - Guerra Mundial Z

Es otra película más de zombis que no aporta nada al cine. Por el contrario, me parece un plagio de otro par de películas llamadas 28 days later (Exterminio) y su continuación, 28 weeks later (Exterminio 2), las cuales a su vez probablemente se hayan basado en otras. 

Toma con frivolidad la problemática de la gripe AH1N1 y la convierte en una especie de rabia que se va extendiendo por el mundo. Los zombis muerden a las personas sanas y así el planeta se va llenando de contagiados que atentan contra la tranquilidad de unos valientes, ¡sí!, adivinaron: estadounidenses, encabezados por Gerry (Brad Pitt)

Por si fuese poco, la película le lava la cara al sionismo. Jerusalén no se salva de ser atacada por esta especie de peste moderna y el gobierno de ese país ha protegido a la población dentro de un recinto amurallado. ¡Son tan "bondadosos" los israelíes! Permiten también el ingreso de algunos palestinos, protegidos todos por armamento de última tecnología. Un funcionario de ese país rememora los campos de exterminio de los años 1940s, la masacre en Munich 72 y dice que deben reforzarse los controles. Los zombis se apiñan unos a otros hasta lograr escalar el alto obstáculo que los separa de la gente sana (aunque sionista) ¡jajaja! ¿Sano pero sionista? ¡mejor enfermo! :)

Es imposible no pensar en el Muro del Apartheid que ha fragmentado la vida diaria del pueblo palestino, ese sí, real, verdadero, con armas, con cámaras. Los palestinos se quedan afuera, no adentro como cobardemente se ve en la película. 

En fin, como se trata de una típica producción de Hollywood, los "buenos" se salvan. Sería patético que hagan la segunda parte de este bodrio dirigido por el suizo Marc Forster (Quantum of Solace). Habría que leer la novela del mismo nombre, pues suele pasar que buenas novelas son convertidas en mojones cinematográficos como este. 1 palomita de 5 posibles

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Jitomate, gitomate, xitomate?

Guaguarón

The guitar - La guitarra