12 years a slave - 12 años esclavo

Chiwetel Ejiofor interpreta a Solomon Northup, un hombre negro, libre en tiempos de esclavitud, que vive en el noreste de EUA con su  esposa e hijos. 

"
12 años esclavo" o "12 años de esclavitud" se basa en la historia escrita y vivida a mediados del siglo XIX por el mismo Northup, un comerciante con habilidades musicales, que es secuestrado para ser vendido como esclavo en el sur de EUA.

Buena parte de la riqueza de las potencias se debe al saqueo que hicieron
contra otros pueblos y clases sociales. No es la excepción EUA, pues los millones de esclavos que explotó generaron cuantiosas fortunas. El imperio español, que no ha pedido perdón ni ha indemnizado a nuestros pueblos indios, hizo lo mismo durante 3 siglos. Se trataba de toda una industria aceitada desde la captura en África, la transportación de los esclavos a América y su sacrificio por años.  

Al inicio de su cautiverio, la explotación se enfoca en el nivel sicológico para cambiarle el nombre al esclavo y someterlo a base de golpes, fragmentar la unidad familiar al separar a los padres de sus hijos. No deja de dar repugnancia cuando la dueña de la hacienda le dice a una esclava recién llegada: "Pronto los olvidarás", en referencia a sus hijos, destinados a quién sabe cuál plantación.


Hay varias escenas fuertes que ejemplifican apenas algo del inmenso dolor de esas personas que ni de lejos tenían acceso a un sistema judicial en el cual ventilar el tema salarial, humillaciones, las condiciones laborales, o las violaciones en el caso de las mujeres. Este tema lo define muy bien la actriz Lupita Nyong'o en el papel de Patsey, cuando le pide a Platt (nombre de esclavo de Solomon) que la ahorque en el río para acabar con tanto dolor. 


Es hasta que Platt conoce a un carpintero canadiense que logra su libertad. El canadiense no puede creer que Platt haya conocido la ciudad de Montreal, ello cuando era libre, así que apegado a su humanismo inicia los trámites de su liberación.

Es hermosa la escena final donde Solomon Northup se reúne con su esposa e hijos tras 12 años de esclavitud. En un gesto de extrema humildad le pide perdón a su familia por no haber podido estar con ellos todo ese tiempo.

Se cuenta al final de la película que Northup pudo enjuiciar a sus secuestradores, pero que la justicia no le dio la razón. 

Desde el caso de Northup, tuvo que pasar un siglo para que los negros en EUA tuviesen los mismos derechos que los blancos.  Mientras en los 80s Michael Jackson se obstinaba en blanquearse la piel, aquellos atletas negros que representaron a EUA en las Olimpiadas México 1968, John Carlos y Tommie Smith, famosos por usar un guante negro durante la ceremonia de premiación, eran bloqueados laboralmente por haber hecho el saludo de Las Panteras Negras.

Le asigno unas 5 palomitas de 5 posibles a esta obra del 2013 del director inglés Steve McQueen que sigue tumbando caña como ya lo hiciera en "Hunger" y "Shame".

Es muy buena la actuación de Michael Fassbender como el hacendado Epps, quien también ha trabajado con McQueen en las películas mencionadas.

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Jitomate, gitomate, xitomate?

Guaguarón

Tanatología, la familia ante la enfermedad y la muerte.