Ciudades desiertas

En esta novela de José Agustín se basaron los creadores de la película "Me estás matando Susana", con Gael García y Verónica Echegui.

Como suele suceder, la obra escrita es mucho más divertida que la película porque nos presenta un montón de ejemplos sobre la pintoresca personalidad del celoso Eligio, el esposo de susana. Ella se acaba de ganar una beca del Programa de Escritores de la Universidad de Arcadia, en el centro de Estados Unidos, y decide aprovechar la oportunidad, pero sin avisarle al marido. La súbita soledad de Eligio lo lleva a buscarla por toda la Cd. de México, donde viven, y después en el vecino del norte.

Nadie como José Agustín para describir con gran nivel de detalles un personaje tan peculiar como Eligio, quien se sorprende con el nivel tecnológico en la vida de los estadounidenses, pero a la vez, critica también la falta de alma en la gastronomía y lo impersonal de las ciudades de EUA.

Susana pasa el tiempo en veladas intelectuales, clases, escribiendo, formando en general una nueva acrividad que le haga salir del marasmo en que se había convertido su vida marital. Ciertamente se sorprende por la llegada de Eligio a la universidad. Por más que intenta escaparse de él, Eligio está obstinado en hablar con ella y llevársela de vuelta a México. Susana tiene una crisis existencial, pero no logra definirla como tal. Empero, decide irse a la cama con otro escritor a pesar de estar casada, lo que altera a su marido.

Cuando Eligio cree que ha logrado controlar la situación, Susana se escapa nuevamente. Él la busca hasta en Nuevo México, pero la falta de resultados positivos lo anima a volver a su trabajo de actor en la Cd. de México. Tiempo después, Susana regresa inesperadamente al hogar y, tras una tensa charla, deciden continuar con su relación. La frase "porque te quiero" es el motor del relato: por eso él la busca en EUA y por eso ella regresa a México, porque se quieren, si bien su amor es algo rudo.

Es una novela que aborda un nuevo tipo de relaciones esposo-esposa que surgían en el "México moderno" de hace 3 décadas. Por una parte, el autor crea al personaje de Susana para hablar sobre la libertad y soberanía de la mujer en sus acciones de la vida diaria. Por otro lado, al personaje de Eligio no le agrada mucho la libertad de su esposa y menos que esta se salte el vínculo marital al no avisarle. Eligio cumple también la función de hacer críticas y comparaciones entre lo que es la vida en EUA y en México.

A diferencia de la película, la cual no me parece sobresaliente, la novela me hizo reír muchas veces debido a la gran cantidad de detalles usados para describir las situaciones que atraviesan los personajes. El Eligio de la novela es moreno y definido como una especie de "dios indio" por una trabajadora del Programa de Escritores. Tales características son imposibles de asignar al Eligio de la película, que pasa de lo cómico a lo neurótico con rapidez, interpretado por Gael García, dado los rasgos más caucásicos del actor mexicano en la vida verdadera.

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Jitomate, gitomate, xitomate?

Guaguarón

Entre piernas